MAPACHE » Tierno pero peligroso animal de los bosques

El mapache es conocido por sus colores que se distribuyen en su cuerpo de una manera muy peculiar; en el dorso su pelaje corto es de color gris, pero en ciertos lugares tiene manchas negras y blancas; por ejemplo, en su cola las manchas negras van en forma de anillo, y en su rostro tiene dos manchas alrededor de sus ojos.

Estas características hacen que sean muy fáciles de distinguir de los demás animales salvajes del bosque.

Características importantes del mapache

Los mapaches pueden llegar a pesar 15 kilos, ya que son animal salvajes relativamente pequeños; incluso en algunos lugares los han confundido con gatos grandes. Los mapaches son animales muy ágiles y rápidos, que aprovechan al máximo sus patas delanteras, las cuales cuentan con 5 dedos y garras, que utilizan para atrapar rápidamente cualquier objeto.

Pueden destapar recipientes cerrados, abrir algunas puertas, o incluso entrar a contenedores de basura; esto demuestra que son animales muy inteligentes. Actualmente existen tres tipos de mapaches que están distribuidos en varias partes de la tierra:

El mapache común

Es el más conocido y que usualmente se le identifica solo como “mapache”; se puede encontrar desde Canadá hasta el territorio de Panamá, aunque el ser humano lo ha llevado además hasta Europa.

El mapache cangrejero tropical

Lo podemos encontrar, como su nombre lo indica, en zonas tropicales, como en Costa rica, Argentina, Uruguay y en general en Sudamérica

El mapache de Cozumel

Es el menos común, ya que proviene específicamente de una isla llamada Cozumel, que se encuentra en la península de Yucatán.

Antiguamente la clasificación de los mapaches era mucho más extensa, pero hoy en día se considera que las demás clases entran en la especie del mapache común.

Aunque su apariencia es tierna, si el mapache se ve en peligro, es salvaje y agresivo, por lo que no son muy sociables con la especie humana. Les encanta dormir en el transcurso del día, y es en la noche cuando salen y realizan sus travesuras.

Alimentación 

Los mapaches son animales omnívoros, es decir, se alimentan básicamente de cualquier cosa que consigan, ya sea vegetación o carne. Cabe destacar que en cuanto a la vegetación, les encanta comer frutos; como por ejemplo: uvas, cerezas, nueces, bellotas, entre otras. En cuanto a las carnes, su alimento favorito son ranas, cangrejos, peces, insectos e incluso huevos de aves.

Los mapaches son animales muy limpios, y es importante destacar que lavan sus alimentos; en especial lavan las ranas antes de comérselas, debido a que algunas pueden producir veneno en su piel. Cuando les falta el alimento, se dirigen a los contenedores de basura más cercanos es busca de comida.

Hábitat

Los mapaches son especies salvajes del bosque, y claro está viven principalmente en los bosques, sobre todo cerca de los ríos. Allí pueden alimentarse de la gran variedad de frutos y vegetación, además de muchos insectos y anfibios. También es un clima húmedo, donde predominan los árboles grandes en los cuales los mapaches pueden hacer sus madrigueras.

En vista de que muchas de estas zonas han sido pobladas por los humanos, los mapaches han aprendido a convivir con las personas; y de cierto modo les ha sido de mucho provecho, pues acuden a su basura en busca de más alimento.

Pueden adaptarse fácilmente a la vida en la ciudad; y aunque no son animales que puedan ser considerados como mascotas (pues son salvajes y difíciles de domesticar), saben acostumbrarse a vivir cerca de las personas.

Reproducción del mapache

Los mapaches tienen normalmente camadas de unas 4 crías, que nacen a principios de la temporada de verano. Una vez que nacen las crías (de forma vivípara), viven aproximadamente 12 semanas junto a su madre; quien las alimenta con leche materna mediante sus glándulas mamarias, ya que son animales mamíferos.

Una vez que transcurre ese tiempo, comienzan a salir de sus madrigueras durante las noches, hasta que logran la suficiente madurez (que sería a los 12 meses más o menos) y entonces se van definitivamente.

Depredadores de los mapaches

Son animales que muchas veces han estado en peligro de extinción, debido a la predominante cacería que han tenido por años. Muchas personas los matan por deporte o para vender su piel en el mercado negro.

Además, como los mapaches son animales muy intranquilos, gran cantidad de ellos ha muerto porque algún vehículo los atropella.

Dato curioso de los mapaches

En vista de que los mapaches pueden llegar a ser muy agresivos, hasta el punto de morder a las personas, los profesionales recomiendan mantenerlos alejados de la vida humana y no tenerlos como mascotas. La razón principal es porque el mapache porta y transmite lombrices intestinales, la rabia y la leptospirosis, que es una infección muy peligrosa que afecta principalmente el sistema respiratorio, dando fiebre y afectando gravemente algunos órganos, por lo que puede ser mortal.